Rayón es derrotado en la batalla del Maguey

Miguel Emparán se enfrenta a López Rayón en la Batalla del Maguey (24).

Días antes de la Batalla del Maguey, Ignacio López Rayón se había retirado de la ciudad de Zacatecas ante la presión de la inminente llegada del jefe realista don Felix María Calleja. Allende había nombrado a Rayón como su representante antes de caer prisionero.

El comandante de las fuerzas del gobierno entró a ésta ilustre ciudad sin ningún tipo de resistencia. La pequeña fuerza militar de casi 1,000 hombres al mando del capitán Rosales -que el nuevo jefe de la insurrección había dejado  a cargo – se acogieron a la oferta de amnistía y entregaron todo el material de guerra y dinero que estaba en su poder.

Miguel Emparán.-

De inmediato, el jefe realista, ordenó al coronel Miguel Emparán que partiera con sus fuerza militar hacia Aguascalientes en persecución de López Rayón. Contaba con más de 3,000 hombres.

Poco tardó el hábil coronel en alcanzar al jefe revolucionario en un lugar llamado El Maguey que se encontraba muy cerca del sitio en donde Hidalgo había sido privado del mando de los insurgentes unos meses antes: Hacienda de Pabellón.

Antes del enfrentamiento, entre ambas fuerzas del 2 de mayo de 1811, López Rayón había enviado algunos caudales, equipaje e infantería hacia el pueblo de La Piedad, Michoacán y sólo cuidó su posición con 14 cañones y un grupo de caballería con la intención de detener el avance realista.

La batalla.-

La batalla no duró mucho y el jefe Miguel Emparán pudo rápidamente lograr la victoria en favor de las fuerzas del virrey. Mientras el jefe insurgente pudo escapar hacia Michoacán. Los cañones y los caudales restantes fueron tomados y 100 rebeldes fueron hechos prisioneros.

El coronel Emparán era un ilustre y hábil militar muy reconocido no sólo por sus capacidades guerreras, sino que también lo era por sus cualidades humanas.

A casi todos los prisioneros les perdonó la vida y sólo ejecutó a 5 hombres que habían desertado de las fuerzas gubernamentales.

Ignacio López Rayón
Ignacio López Rayón. La Batalla del Maguey

López Rayón, vencido, se apresuró a llegar a Michoacán confiando en que otras fuerzas rebeldes y pequeñas guerrillas dificultarían la persecución por parte del ejército realista.

Juan Bautista De La Torre.-

Eran tantas las guerrillas, que el el virrey Venegas envió a Juan Bautista De La Torre, un bárbaro y sanguinario jefe realista que al parecer gozaba al jactarse de las terribles carnicerías que había logrado.

Atacó varios pueblos de indios macehuales, y con inusitada violencia, asesinó sin distinción alguna a todos sus inocentes pobladores, hombres, mujeres y nińos.

Tal era su crueldad, que en un informe al virrey, presume abiertamente del gusto que habían experimentado al dejar en el “campo de batalla” a más de 400 cadáveres de supuestos rebeldes.

En Sultepec envenenó y posteriormente degolló a otro tanto de indios por completo indefensos.

Este infame personaje fue vencido en Zitacuaro por el jefe insurgente Benedicto López y días más tarde, en su huída, fue descubierto y prácticamente linchado por los habitantes de Tuxpan en Jaripeo, una hacienda que había pertenecido a Miguel Hidalgo.

 

Anterior: La segunda etapa de la lucha de independencia.

Siguiente: López Rayón crea la Junta de Zitácuaro.

 

B